JOHN CALE – EL COLUMPIO ASESINO

Sin fotos ni humos, pero con mucha musica

El martes pasado, despues de la resaca del puente, unos pocos nos reunimos en la sala Heineken para ver a John Cale, una de las leyendas del rock de todos los tiempos, capaz de reinventarse a cada momento en cada momento. Una suerte para El Columpio Asesino compartir tablas con uno de los fundadores de la Velvet Underground. Inmersos en la gira de presentacion de su ultimo trabajo La Gallina, los de Navarra cumplieron con un concierto corto pero intenso, aperitivo de la actuacion del de Gales. No fumeis, ni saqueis fotografias, ya sabeis que a Cale le molesta y es capaz de suspender el concierto. Fue la escueta presentacion de los promotores del concierto, que casi un año despues de su ultima actuacion en Madrid, volvieron a acercar al artita a la capital. En este caso en una gira que le ha llevado por cuatro ciudades. Santiago, Santander, Madrid y Cadiz, con el doble CD recopilatorio Circus Live. Y a eso de las diez de la noche, precedidos por un juego de luces y una musica, propios de un paisaje lunar, aparecieron sobre el escenario John Cale y su banda. con el guitarrista Dustin Boyer, Joseph Karnes al bajo y Michael Jerome a la bateria. Complices durante todo el concierto, los coros de guitarrista y bajo se ajustaron a la perfeccion a la personalisima voz de Cale, que busco en todo momento el apoyo de su guitarra en la retaguardia. Pero si los momentos a la guitarra fueron perfectos, sin duda fue a los teclados donde Cale desplego su armamento pesado e incluso pudo lanzar al publico alguna de esas miradas complices que le identifican desde sus inicios. Parco, pero correcto en sus palabras al publico, el concierto de la sala Heineken fue austero, correcto, ajustado, con momentos para la originalidad y la experimentacion que han mantenido a Cale en primera linea del rock, con temas como Hello there, Heartbreak hotel o Paris 1919. Artista integral, ha demostrado ser capaz de componer, producir, tocar y probar casi todos los campos creativos. cine, musica, pintura, Despues de noventa minutos de musica, John Cale se retiro para salir de nuevo rapidamente y despedir a los que alli estabamos con un ultimo tema. John Cale verlo y guardarlo en la retina y el timpano, hasta la proxima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.