TESLA – THE HIGWAY TO HELL BAND

Toda una leccion de elegancia musical

Al principio habia muy poca gente viendo la actuacion de los teloneros y todo hacia pensar en que iba a haber una mala taquilla. Entre festival y festival veraniego, un miercoles y con una avalancha de conciertos en Madrid, parecia que se iban a pegar un buen batacazo. Pero poco a poco fue llegando gente supongo que muchos saldrian de trabajar, y la sala al final tenia algo mas de medio aforo. Desconocia quienes eran los teloneros, pero con ese nombre estaba claro el tipo de musica que iban a hacer. Luego mis colegas me dijeron que el guitarra solista fue uno de los miembros fundadores de la Bon Scott Band. The Higway to Hell Band, esta formada por Frank a la voz, Jose Castello Tite a la guitarra solista, Orea a la guitarra ritmica, Lemmy al bajo y Carles a la bateria. Hicieron un buen repaso a las canciones miticas de AC,DC, predominando en el set-list, las de la epoca de Bon Scott, con alguna excepcion hacia la epoca Brian Johnson. Aparte de clavar las canciones con un Tite, genial a la guitarra solista, me gusto muchisimo el vocalista Frank, que no imita realmente a ninguno de los dos cantantes australianos, sino que con un timbre de voz muy bueno, les da un toque personal a las canciones. Durante toda la actuacion, tuvieron bastantes problemas de sonido, aparte del poco espacio del que disponian en el escenario, con la bateria colocada en un rinconcito del extremo izquierdo del mismo. Pero la gente reacciono muy bien y lo pasamos en grande con esas increibles canciones, muy bien interpretadas por la banda. Y Tesla estuvieron pletoricos. Desde el primer acorde hasta el final de la actuacion, sonaron casi perfectos. Descargaron al menos cinco temas, creo que conte, de su nuevo trabajo, Forever more, que aunque aun no lo he podido escuchar, sonaron de maravilla. Canciones potentes, caneras y con mucho filling. Forever more, I wanna live o So what, sonaron perfectamente integradas entre los temas mas clasicos del grupo. Jeff Keith, estuvo simplemente increible a la voz, con ese registro entre agudo y rasgado que tiene. Troy Luccketta estuvo potentisimo a la bateria y Brian Wheat contundente al bajo, con una coleccion inacabable de modelos de bajo que desfilaron por sus manos. Y que decir de Frank Hannon y Dave Rude a las guitarras. Son dos fuera de serie. Con dos guitarristas asi, el espectaculo esta garantizado. Se intercambiaban a la hora de hacer los solos e incluso se doblaban en mas de una ocasion, con una elegancia tocando, impecable. Durante todo el concierto, estuvieron comunicativos con el publico, repartieron docenas de puas entre la gente y acercandose lo maximo que podian al borde del escenario, para sentir el calor de la pena. Incluso Frank no dudo en una cancion en bajarse al foso de fotografos de un salto, sin dejar de tocar la guitarra. Repasaron todos sus discos, con temas como Cumin atcha live, Getting better, Song and Emotion, Heavens trail No way out, Signs, Love song, o Modern cowboy, sin olvidar tampoco su anterior trabajo en estudio sin contar el disco de versiones, del que tocaron Into the now. Literalmente, Tesla me pusieron la carne de gallina en varias ocasiones y las casi dos horas de actuacion se pasaron en un suspiro. Cuando se despedian despues de los bises, la gente les pedia a gritos que tocaran Edisons medicine, pero no hubo tiempo para mas. Un senor concierto, de una banda que esta en plena forma y con muchas ganas de volver a colocarse entre los mejores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.