PIPES AND PINTS / BASTARDS ON PARADE THE BLADDERS

Just a Punk-Rock Show

Interesante noche de jueves la que se presentaba en Ritmo y Compas con un cartel de lo mas interesante, que sin duda hubiese merecido una respuesta mas entusiasta en lo que a asistencia se refiere por parte de los aficionados madrilenos al Punk Rock. Los encargados de iniciar las hostilidades fueron The Bladders. A pesar de jugar en casa y contar con un publico favorable, a los madrilenos les falto la energia suficiente para lograr convencer con su propuesta de punk rock melodico y comenzar asi a caldear el ambiente como hubiese sido deseable. Constantes parones, cambios de instrumentos y cierta falta de actitud lastraron su show, y nos dejaron con ganas de mas. Eso si, cierto es que no tendriamos que esperar demasiado para recibir lo que queriamos. Si en Irlanda tienen a Blood Or Whiskey, en Canada a The Mahones y Real Mckenzies, y en USA a Black 47S o The Tossers, en Espana tenemos a Skontra y a los Bastards On Parade. Formados en Galicia no podia ser de otra forma su mezcla de Punk Rock y Folk en la onda de Flogging Molly o Dropkick Murphys las referencias mas claras a la hora de tratar de describir su sonido, al igual que el del resto de las bandas anteriormente citadas fue el aperitivo perfecto antes del plato fuerte de la noche. Con la colaboracion de Dutch Irish Bastard The Mahones en el acordeon, los gallegos demostraron que no tienen nada que envidiar a sus companeros del otro lado del charco, y que su propuesta en directo se muestra de lo mas efectiva. Durante su set aprovecharon para presentar temas de sus anteriores trabajos, y de su mas reciente EP Death Shore Pirates. El mismo que me sirve de banda sonora a la hora de escribir estas lineas. Haciendo mia una famosa cita ligeramente modificada para la ocasion. He visto el futuro del Punk-Folk patrio y su nombre es BASTARDS ON PARADE. Slainte Pipes And Pints dejaron un poco de lado su faceta mas Folk para centrarse en su vertiente mas canera y dar rienda suelta a su lado mas salvaje. Mezcla de OI, Street-Punk y Hardcore a partes casi iguales, por momentos me recordaron a Lars Frederiksen The Bastards especialmente cuando el hiperactivo Vojta se desentendia de la gaita y se sumaba al inefable Syco Mike en las tareas vocales. Con un set-list basado principalmente en los temas de su album Until We Die uno de mis favoritos del año pasado y sin parar de moverse tanto encima de las tablas como por toda la sala entre medias de la gente como si de animales recien salidos de la jaula se tratasen, los Checos vencieron y convencieron como era de esperar en su primera visita a la capital. Un inmejorable debut, que esperemos suponga el inicio de una bonita amistad que les traiga de vuelta por estos lares en el futuro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.