LEYENDAS CON ESTRELLA: LEON RUSSELL

Por primera vez en España

Es la primera vez que viene a España Leon Russell, en dos únicas actuaciones de Madrid y Bilbao. A Madrid lo trae el ciclo de “Leyendas con Estrella”, que este año tan buen cartel está formando. Y el concierto fue en el Teatro Lara, que llenó todas las butacas para ver al legendario músico. Leon Russell no es una superestrella del rock, pero su trabajo es impresionante a lo largo de casi cincuenta años, y es una de las figuras más importantes de la música de los EE.UU. Pianista, cantante, compositor y productor, no necesita carta de presentación, aunque para el gran público sea poco conocido. Ha trabajado con muchos “grandes” y tocado muchos estilos en discos propios y ajenos.

Este año sacó el disco “Life Journey” donde versiona canciones que le influyeron en su carrera de compositor y músico. Aseguran que se va a retirar y que probablemente éste sea su último trabajo. Así que me temo que no va a ser fácil verle de gira fuera de su país. Pues es una lástima, porque Leon Russell ofrece una música variada de profundas raíces del sur de los EE.UU., con una gran contundencia y personalidad.

Sentado al piano con ropa clara, sombrero crema y su inconfundible pelo y barba más que largos y blancos, apenas se movió del sitio. Un tema, apenas cinco segundos de aplausos, y arrancaba con otro tema. Así hasta el final del concierto, sin descanso. El grupo que le acompañaban estaba formado por batería, bajo y el guitarrista que se turnaba cambiando de instrumentos (steel guitar, órgano y mandolina) continuamente. Una canción tras otra. Propias o versiones. Rock, blues, o country. Todas llegaban desde su gastada voz y el elegante sonido del piano con un sabor añejo difícil de imitar. Se trata de uno de testimonios más relevantes de alguien que ha contribuido a que el rock sea lo que es hoy en día.

Con más de la mitad de la actuación transcurrida, los músicos dejaron sus instrumentos y salieron del escenario, me imagino que agotados del ritmo del concierto. Pero no Leon, que se quedó solo al piano y sin inmutarse continuó cantando unos cuantos temas. Después regresaron los músicos para cerrar el concierto.

El concierto terminó, Leon Russell se puso de pie, agarró un bastón y salió andando con cierta dificultad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.