SABINA

Una mala tarde la tiene cualquiera

Es muy posible que el título que he puesto al concierto del pasado sábado de SABINA en Madrid, no sea del todo cierto, pero en una parte importante sí, espero poder explicarlo a continuación.

Hace 25 años que voy a los conciertos de Sabina, y esta era una de las ocasiones más esperadas, mucho tiempo sin verle por el foro, se le echaba de menos; y no era yo el único, agotó dos aforos en horas.

7

Así que con el Barclaycard a reventar salió el maestro, dando muestras de querer contentar al público desde el primer momento, buscando agradar, visual y musicalmente. Un escenario acorde con el de las grandes estrellas, acompañado a las mil maravillas, y un sonido perfecto.

A mi modo de ver fue un concierto muy emotivo desde el principio, se juntaron el ofrecer al público las delicias de un disco que para muchos es el culmen de su carrera, junto a las ganas de verse entre público y artista, y artista y público. A más de uno se le erizaron los pelos con los primeros acordes de “Ahora que”, para continuar con “Yo me bajo en Atocha” y seguir con “19 días y 500 noches”. Tanta emoción no podía acabar bien…

Hubo momentos que viendo a SABINA me recordaba los conciertos del gran L.COHEN, si ya sé que son palabras mayores, pero admitámoslo, SABINA son palabras mayores. Pero cómo comentaba, la emoción envolvía el antiguo Palacio de los Deportes una vez más, solo había que mirar un poco a los lados para ver a más de uno y de una llorando de emoción. Y es que sus temas están más vivos que nunca.

El concierto fue éxito tras éxito, hasta que la emoción se atragantó, y el maestro no pudo seguir, se le veía atemorizado, indispuesto, su cara era la de un ataque de ansiedad en toda regla. Nada que objetar, se disculpó, hizo lo que pudo, y ayer salió por la puerta grande, cómo los grandes toreros.

SABINA, no dejes nunca de emocionarte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.