VINILA VON BISMARK

Chicas, tatuajes y rock & roll

Vinila von Bismark acaba de empezar una extensa gira que le llevará a actuar por más de 20 ciudades españolas para presentar su reciente disco “A place with no name”, después de triunfar en México. En Madrid eligió la sala Galileo Galilei para la actuación, pero en esta ocasión se retiraron las mesas que normalmente están en el escenario y el público se podía quedar de pie cerca de los músicos, cosa que yo siempre agradezco.

Vinila_15

La reina del burlesque aprovecha el poco tiempo que le debe quedar libre entre sus múltiples actividades para embarcarse en otros proyectos acordes con sus inquietudes. Antes ya nos había sorprendido cuando se embarcó con los Lucky Dados para el “The secret carnaval”. Fue una buena experiencia rockabillie, y ahora ellos siguen su camino (y también otros paralelos como con LaBelle) y ella el suyo, un paso adelante, con un estilo más personal. Sus gustos ahora están en épocas antiguas, cine clásico, aires orientales, pero también rock, sobre todo de los cincuenta.

Su puesta en escena es sofisticada y cuidada, algo no muy habitual para un grupo de música, sin olvidar los disfraces y las poses con mucho sentido teatral. Sus canciones reflejan muchos matices y atmósferas. Ecos de Andalucía no faltaron, y siempre hubo magia y exotismo, fascinación e hipnosis.

El directo que presenta es sorprendente. Primero aparecieron los cuatro músicos que le acompañan: Javier Geras al bajo, J.M. Rubio a la batería, Gabriel Casanova al piano y Omar Deltrueno a la guitarra, y ellos se lanzaron con un tema instrumental realmente bueno, con muchos aires de surf. Después apareció Vinila vestida con ropa oriental. Y ya se armó la fiesta. Vinila tiene actitud frente a los espectadores, imagen impactante y la sutileza necesaria para no caer en la vulgaridad. Es lo que se llama una maestra de ceremonias. Y es que, ahora que lo pienso, un buen concierto puede llegar a ser algo parecido a eso, a una ceremonia donde se realiza la comunión de los artistas con el público.

Sonó casi todo el último disco, del que destacaría por ejemplo “A place with no name” y “Snake”, aunque también me gustaron las de ritmos orientales. Estuvo muy simpática toda la noche hablando con un acento un tanto extraño. Hubo tiempo para unas cuantas perfomances, cambios de vestuario, gestos provocativos, y todo el público creo que quedó entusiasmado. Pidiendo besos, se lanzó a cantar la de “Bésame mucho” y a más de uno se le quedó cara de panoli. Esta chica es increíble.

Ella desapareció del escenario y el último tema que sonó esa noche fue otro estupendo instrumental.

Lista de canciones: Buzzaw twist / Sanake / Teddy B / Habibi twist / A place with no name / Daddy lolo / No no no / Ali Baba / Shooba dooba dooba / Beat girl / Yaila / Do the clam / Electrify / Rocket in your pocket / Feel like a man / Bésame mucho / Secret agent man / I’ve got my eyes on you / Have some boogaloo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.