LAGUNA – La palabra dormida

Buscando la diferencia en la exquisitez

Desde Madrid, con siete años de formación, nos llega su segundo trabajo de larga duración. Son un cuarteto formado por Víctor Frailes a la voz y guitarra, Marcos Vega al bajo, Carlos Vega a la guitarra y Javier Aparicio a la batería.

Grupo de rock melódico con gran base rítmica y buenas maneras tanto en el sonido como en la grabación. Buenos arreglos y producción, vamos, que han hecho las cosas bien.

Abren con dos temas redondos, con letras “complicadas” y es que uno de los puntos fuerte del grupo radica allí. Sobre ambos han hecho videos, Un Ángel, y Mi voluntad rodado desde las alturas.

Tres temas tranquilos (Después de ayer, Sin saber tu nombre y Hombre) y vuelta a darle algo más de aire y menos melancolía, Arde se deja hacer con unas guitarras más hardrockeras que el resto de temas.

Tan lejos del mundo y Nana del recuerdo sirven para que Víctor demuestre sus cualidades vocales. Y así siguen cuatro temas más que hay que escuchar bien para poder sacarles todo el partido. Consiguen un disco bastante denso en información y largo en duración.

Aunque musicalmente no tienen mucho que ver, me han recordado a los míticos Alphaville (los de aquí), con ese ambiente intelectual e interesante intentando hacer algo diferente y con un halo de exquisitez, empezando por la portada. Creo que lo han conseguido.

Por cierto la voz de Víctor me recuerda a otros míticos de los ochenta, Rafa Sánchez (La Unión).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.