BARONESS + AATHMA

Coitus Interruptus

Una de las noches más esperadas por muchos (entre ellos un servidor) y que servía de pistoletazo de salida para la edición 2016 de SOUND ISIDRO nos acabó dejando un regusto de lo más amargo, que empañó bastante lo bueno que hubo en la velada. Pero empecemos por el principio y dejemos que todo llegue a su debido momento.

Aathma (37)Con la sala ya casi llena (creo que no hubo sold out, pero seguramente sería por poco) comparecieron AATHMA. Me sonaba haberles visto y no recordaba dónde, pero para eso está el buscador de google, abriendo para Godflesh hace unos años. A mí me gustaron y sé que esto no es la corriente general que pude palpar a la salida del concierto, pero me parece un trío con mucho talento y buenas composiciones y que encajaban como un guante para ejercer como teloneros. Sí admitiré que podían haber recortado un poco su actuación porque se hizo larga, pero ellos debían aprovechar todo el tiempo que les habían dado.

El cambio de backline fue vertiginoso y en apenas algo más de diez minutos, saltaron BARONESS al escenario. Mi única experiencia con ellos en vivo se remontaba a 2012 cuando actuaron en el festival de Roskilde, unos días antes del tremendo accidente de tráfico que sufrieron y que causó graves heridas a los músicos y que como explicó su líder John Baizley poco después fue también la causa de la salida de la anterior sección rítmica del grupo. Por ello, y con el añadido de que me gusta bastante su nuevo disco ‘Purple’ las expectativas eran altas.

En los primeros temas estuve más pendiente de sacar las fotos que ilustran esta crónica y muchas veces no me doy cuenta bien de cómo está sonando el concierto hasta que guardo la cámara. Entre eso y la presencia escénica del grupo desde el comienzo no fue hasta pasado el primer cuarto de hora cuando me di cuenta que la voz de John apenas se oía en las primeras filas, lugar donde me encontraba. Y por desgracia fue algo que no mejoró durante la actuación. Así que sólo en los momentos de mayor karaoke con la sala (como con “Shock Me”) se pudo seguir las letras aunque fuera por la acción de los devotes seguidores de los de Savannah.

Baroness (132)A nivel instrumental no puedo poner ningún pero, es más, el concierto me reafirmó en pensar que están en la Champions League de los grupos de su generación, pero me resultó imposible disfrutar con la ausencia de las voces. A esto hubo que unirle que tras terminar la primera parte de su actuación prevista (con “Desperation Burns” y “Eula” me había logrado volver a meter en la actuación), el grupo no pudo regresar a tocar los dos temas anotados en su repertorio debido a que habíamos alcanzado las once de la noche y la sala nos desalojaba casi a empujones para poder abrir en su faceta de discoteca. Esto agravó la sensación que había dejado el problema del sonido de la voz, para acabar quedándonos con cara de póker, más aún cuando gente que se encontraba en la parte trasera de la sala, me comentó al acabar el concierto que sí se escuchaba bien la voz, aunque también estaban indignados por el recorte de la actuación.

Supongo que nada es blanco ni negro, y la paleta de grises es amplia, pero creo que tanto sala como promotor como grupo, tienen una parte alícuota de responsabilidad en que mucha gente no pudiera disfrutar al 100% de una actuación que lo tenía todo para ser una de las mejores del año y que se convirtió en una pequeña decepción.

Setlist BARONESS: Kerosene/March to the Sea/Morningstar/Shock Me/Board Up the House/Green Theme/The Iron Bell/Little Things/A Horse Called Golgotha/If I Have to Wake Up (Would You Stop the Rain?)/Fugue/Sea Lungs/Chlorine & Wine/The Gnashing/Desperation Burns/Eula

Podéis ver las fotografías del concierto en este video de nuestro canal Youtube:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.