KOBETASONIC 2008

Exitosa edicion del Kobetasonik, que reunio a cerca de 30.000 personas

Tras el exito del apartado heavy del Bilbao BBK Live del año pasado, con Iron Maiden y Metallica a la cabeza, este año se iba a celebrar, en el mismo lugar, un festival netamente metalico, de dos dias de duracion, y con unos Kiss y Judas Priest en exclusiva como reclamos principales del evento. Pues bien, ante el completisimo cartelon que se nos presentaba, miles de personas nos decidimos a subir a Kobetamendi en los autobuses que habia preparado la organizacion. En uno de ellos, sonaba, curiosamente, la alegre Bright Side of the Road de Van Morrison, justo cuando, precisamente, nos estabamos encaminando al lado mas oscuro de la calle. Nada mas subir, nos dimos cuenta de que se habian hecho mejoras en el acceso al recinto, que buena falta le hacia. Eso si, el camino al camping secundario se convirtio en un autentico infierno para mas de uno, una Highway to Hell cuesta arriba y con un solazo castigador hasta decir basta. Todo indicaba que nos ibamos a fundir en los Altos Hornos del metal VIERNES 20 de Junio Tras unos jovenes y esforzados BLACK TIDE, salieron SU TA GAR a darlo todo, algo que no es novedad, ya que si en algo destacan es en su profesionalidad. Sorprendio ver tanta gente en hora de sobremesa, y es que los de Eibar tocaban en casa, como quien dice. Por otra parte, era el estreno del nuevo bajista, que entraba a sustituir al mitico Asier Osoro. A sabiendas de que iba a ser observado por todos, no lo hizo mal y se mostro correcto. Eso si, en un grupo como Su Ta Gar, eso no deberia de ser suficiente. Como en cualquier actuacion breve de un festival, los clasicos llegaron pronto, y pudimos disfrutar con Begira, Jo Ta Ke, Rotaflexa Garraxika, Gau iluna amaitu da o Mari. Gorosabel y Xabier Bastida, por su parte, llevaron las riendas en el escenario, con sus clasicas poses y los alardes a las seis cuerdas del genio llamado Aitor. El grupo convencio, como siempre. La sorpresa del dia llego de la mano de AIRBOURNE. Congregaron a unos cuantos miles de personas ya para esa hora se estaba empezando a llenar el recito bajo un sol insoportable, un solazo como una catedral, un sol de Bilbao, vamos. Los australianos llamaron la atencion desde el inicio. De lejos parecian Metallica en los ochenta, pero su sonido era totalmente AC,DC. Fue una mezcla explosiva que puso patas arriba el escenario principal, una soberbia leccion de un grupo que se ve en plena forma. La verdad es que dio gusto ver a una banda, que aunque no sea innovadora, pega con mucha fuerza en un terreno que parece exclusivo para los viejos dinosaurios, que acaparan mercado y llenan los carteles de festivales una y otra vez. En poco tiempo Kobetamendi se habia llenado de camisetas negras, melenas, perillas, barrigas cerveceras, viejas glorias y jovenes entusiastas. GOTTHARD era el cuarto grupo del dia y todavia quedaban ocho grupos mas, si, como suena, ocho grupos mas, y ninguno de los de perderse. Los suizos agradaron con su hard rock que dio paso a SONATA ARCTICA, una de esas bandas de la hornada power metalera escandinava, que supo mantener el tipo en una tarde con una competencia muy dura. Los hermanos Max e Igor Cavalera, o lo que es lo mismo, el cuerpo y alma de los venerados Sepultura, aparecieron con su nueva banda CAVALERA CONSPIRACY, tal y como hicieran hace muy poco y con notable exito en el Electric Weekend. Por mucho que las canciones de su nuevo trabajo sean bastante buenas, los brasilenos invirtieron en valores seguros, metiendo muchos temas de su anterior grupo como Chaos AD, Propaganda o Roots Bloody Roots, para mayor disfrute del respetable. APOCALYPTICA fueron impactantes, como siempre. Sus constantes movimientos de melena, su desbordante talento al cello y los temas de Metallica con su indudable tiron, hacen de ellos una banda ideal tanto para animar como para relajar una bonita tarde festivalera. Brillaron con sus temas propios, pero cabe destacar tambien la version que nos regalaron del Heroes de David Bowie. Un lujo. GAMMA RAY comenzaron fuerte con himnos que fueron coreados como Heaven Can Wait y bajaron en intensidad para hacer un concierto desigual, que arreglaron en su recta final, para hacer bueno eso de que son un grupo que no falla en las grandes citas. MINISTRY descargaron su sonido atronador, escondidos tras unas rejas, en un concierto con tinte especial, dada de su anunciada despedida. Mostraron imagenes del Ku Kux Klan y mensajes de George Bush, como si su musica no fuese suficiente para asustar. En ese momento, miles de personas abarrotaban ya Kobetamendi, anticipando ya el exito del festival en su primera jornada. Y es que el publico heavy, gastador y fiel a sus grupos, es un seguro de vida para cualquier organizador. HELLOWEEN tocaban en el escenario secundario, pero eso no hizo que se arrugasen. No en vano, se atrevieron a comenzar con la larga Helloween. A las primeras de cambio, tambien cayo la mitica March Of Time, un hit de los que cantabamos en clase, en aquellos lejanos años de EGB. Dr. Stein, por su parte, puso la nota alegre y fue coreada por todos. En la recta final se hincharon dos calabazas y el cantante se puso un sombrero de copa, y para terminar, salieron los miembros de Gamma Ray para colaborar en Future World y I Want Out, que no podian faltar. Por fin habia llegado el turno de los cabezas de cartel, JUDAS PRIEST, y con un escenario preparado para la ocasion, Rob Haldford salio vestido con una capa que tapaba su rostro, dandole un toque misterioso a la cosa. Para colmo, de los ojos del Nostradamus que habia en el telon de fondo, salian dos potentes focos a modo de mirada vigilante. La verdad es que el escenario, sin dejar de ser sencillo, se notaba que estaba muy trabajado. Tras la primera cancion, Halford descendio a los infiernos en un ascensor. Salio de nuevo y prosiguio con un rock industrial y mecanizado, rigiendose siempre, eso si, por el convenio del metal. Tanto Glenn Tipton como K.K. Downing mostraron maestria con sus guitarras. No son de los que dan saltos, y mucho menos se ponen a correr por el escenario, pero sus poses, semblante serio y actitud rockera son mas que suficientes para acompanar su musica. Encadenaron Breaking The Law y Hell Patrol en el tipico momento en que decaen los conciertos. El publico vibro con ambas y se comenzo a ver que los Judas estaban acertando, tanto con el set list como en la ejecucion de los temas. Una musiquilla de tinieblas nos volvio a introducir en el oscuro mundo de Nostradamus, personaje en el que se basa el ultimo disco de la banda. Haldford salio en un trono, sentado en el mismo como el verdadero rey del metal que es, y nos ofrecio una sublime interpretacion vocal y teatral. Y es que, al ingles siempre se le ha mirado con lupa y se le sigue exigiendo, a su edad, lo que no hace nadie con treinta años menos. Quiza no llega en todo momento a la altura de su leyenda, pero asi y todo sigue estando bastante por encima de la media, lo que no dice mucho de los grupos mas jovenes. El brillante toque de tremolo de K. K. Downing nos anuncio Sinner, a la que siguio Painkiller, que no quedo tan bien como en otras ocasiones. Finalmente, para los bises quedaron Hell Bent For Leather, en la que Haldford salio subido a una moto como es costumbre, una coreada The Green Manalishi y la indiscutible Youve Got Another Thing Coming. Judas Priest dejo asi muy claro que son la esencia del heavy metal. El liston, como maestros que son, lo pusieron bastante alto. Setlist JUDAS PRIEST. Dawn of Creation intro,Prophecy,Metal Gods,Eat Me Alive,Between the Hammer and the Anvil,Devils Chile,Breaking the Law,Hell Patrol,Death,Dissident Aggressor,Angel,The Hellion-Electric Eye,Rock Hard, Ride Free,Sinner,Painkiller,Bises. Hell Bent for Leather,The Green Manalishi,Youve Got Another Thing Coming Por si alguien acusaba el cansancio de la maratoniana jornada, y e consecuencia comenzaba a dormirse, SLAYER dejaron muy claro que, en su concierto al menos, eso no iba a suceder. Con torres de Marshall tras de si, comenzaron a dar cana a diestro y siniestro. La bestia llamada Kerry King, por su parte, estuvo terrible, como no podia ser de otra manera. En fin, taza y
med
ia de metal extremo para acostarnos. SABADO 21 de Junio El sabado por la tarde se comenzo a notar que era el dia de Kiss. Habia fans con las caras pintadas, gente ajena al mundillo heavy, y mucho publico que no queria perderse una oportunidad unica como es la de poder ver a los americanos por nuestra tierra. TIGERTAILZ, unos LATZEN de despedida, DEATH ANGEL y OBITUARY tocaron seguidos uno de otro en el escenario secundario, y es que se estaba montando el tinglado de Kiss. ARCH ENEMY abrieron el escenario principal con notable exito. Ante mucho seguidor de Kiss que estaba cogiendo sitio, Angela Gossow supo ganarse al publico a base de pundonor. Posteriormente, BRUJERIA asustaron a ninos y mayores, haciendo gala de su contundencia musical. Por otra parte, mostrando su peculiar humor, se despidieron con una version de Macarena que se le atraganto a mas de uno. El turno de TESLA llego a la mejor hora de la tarde, justo cuando el sol dejaba de castigar y el cansancio aun no aparecia. No son un grupo que hayan inventado nada nuevo, ni tienen un show fuera de lo normal, pero estos rockeros californianos son de los que lo bordan, clavan sus actuaciones con una exquisitez al alcance de pocos. Tiraron de clasicos como Little Suzie o Signs, cuajando uno de los mejores conciertos del festival. La leyenda con nombre de MICHAEL SCHENKER subio con su grupo al escenario que mas tarde ocuparia Kiss, y nos deleito con formulas sencillas y pegadizas, con el sabor setentero de la vieja escuela. Impartio lecciones de guitarra como solo el sabe, y el extasis llego al final con la memorable Doctor Doctor de UFO, uno de los mejores temas de rock, sin duda alguna. En cuanto a EUROPE, hay que decir que la banda sueca no estuvo a la altura del gentio que los esperaba. Estuvieron ramplones y firmaron un concierto de los de cubrir el expediente, y justo. Se dejaron grandes temas en el tintero y no sacaron todo el jugo que tienen sus canciones, con lo que solo consiguieron llamar la atencion con su archiconocida The Final Countdown, que nos llevo a los años ochenta, trayendonos al recuerdo aquellos viejos cassettes que eran escuchados hasta la extenuacion. Ronnie James DIO demostro estar en muy buena forma, a pesar de tener 65 años. El artista que formo parte de bandas como Rainbow y Black Sabbath aun conserva su gran voz, lo dejo bien claro. Otro asunto es que si ninguna banda joven se puede colar en las horas fuertes de un festival, eso dice mucho del escaso relevo generacional en el heavy metal. BLIND GUARDIAN arrasaron en los noventa, cuando los heavys mas jovenes dejaron el rollo mas macarrilla y rockero, para pasarse a un estilo mas fantastico y friki, como de juego de rol. Asi, con Blind Guardian como principal referente para los que todavia no llegaban a la treintena, resulta facil comprender el entusiasmo y carino con el que acogio el publico a la banda. Valhalla agito al personal, que gozo con The Lord of The Rings y The Bard s Song. Para terminar, la guinda la pusieron con la excelente Mirror mirror, su himno mas efectivo. La explanada del escenario principal estaba abarrotada. Casi 30.000 personas esperando a KISS, hasta que por fin vimos bajar del cielo a Gene Simmons, Paul Stanley y Tommy Thayer. Fuegos, petardazo, el circo del rock habia comenzado. Bilbao Are you ready for the party El comienzo fue muy fuerte, pero a pesar de que la banda sonaba de cine y el espectaculo estaba garantizado, el publico no respondio como se esperaba. Kiss no tienen aqui el tiron que tienen en Estados Unidos. Realmente no hay mucho fan de la banda, en cuanto a su musica se refiere. De Kiss, a pesar de sus buenos discos, atraen principalmente su sentido del show y su imagen, no nos equivoquemos. Ellos lo han sabido explotar como nadie, hasta convertirse en el grupo mas hoolywoodiense del rock comercial. Una formula basada en la musica ludica, sencilla y de facil consumo, junto con un directo de cine de palomitas. Simmons no perdia ojo a la camara y mostraba su mitica lengua en todo momento. Hubo momentos pirotecnicos y divertidos en el solo de guitarra, pero al final, el tema de los solos se alargo, y llego a aburrir, y la palabra aburrir, en un concierto de Kiss, pensado basicamente para entretener en todo momento, es como decir que uno ha ido al polo norte y ha pasado calor. Triste. Menos mal que con Rock N Roll All Nite volvieron a enganchar al publico antes de llegar a los bises. Con el bajo con forma de hacha, Simmons nos hizo el show de la lengua sangrante y volo como un murcielago para contemplarnos desde lo alto del escenario. En Love Gun se lanzo con la tirolina hasta la torre de sonido, y volvio al escenario para salir ondeando la ikurrina. Autentico. Terminaron con Detroit Rock City, que se convirtio en Bilbao Rock City por una noche. Un concierto que podia haber sido mejor en su parte central, pero que nos alegro la noche y nos dejo la sonrisa en la boca. No todos los dias se puede ver un espectaculo de ese calibre. Una gozada. Setlist KISS. Deuce,Strutter,Got To Choose,Hotter Than Hell,Nothin To Lose,Come On And Love Me,Parasite,She, Solo Thayer,100,000 Years, Solo Singer,Cold Gin,Let Me Go Rock N Roll,Black Diamond,Rock N Roll All Nite, Bises. Shout It Out Loud,Lick It Up,I Love It Loud,I Was Made For Lovin You,Love Gun,Detroit Rock City La labor de cerrar el festival recayo en los veteranos y eficientes SAXON. Sus historicos riffs como el de Princess Of The Night, y la acogida que tuvieron por parte del publico a las tantas de la madrugada, hizo que este fuese el broche perfecto para un festival que esperemos que no se quede en unico y anecdotico, sino que pueda repetirse en años venideros. En general, nos llevamos una impresion muy positiva del Kobetasonik, sobre todo en su apartado musical. En el aspecto organizativo, el tema de los autobuses funciono mejor que otros anos, aunque todavia hay margen de mejora, al igual que en lo que respecta al acondicionamiento del terreno del escenario principal, en el que la vista resulta muy mala desde muchos puntos. Por otra parte, el mercadillo es muy escaso si comparamos con otros festivales, y en el tema de precios de la bebida, el asunto se dispara, y para colmo ni siquiera hay monedas con los nombres de los grupos que tanto gustaban. A pesar de estos puntos a mejorar, es un festival que puede tener muy buen futuro, ya que tiene mucho trabajo ya hecho. Nos quedamos con los buenos recuerdos de conciertos como el de Airbourne, Judas Priest, Tesla o Kiss, y lo dicho, esperamos que haya una segunda edicion del Kobetasonik, un festival que ya en su estreno se ha ganado un notable alto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.