ROCK IN RIO MADRID 2010

RATM hasta el momento, lo mejor del festival

Primer dia autenticamente rockero en el festival Rock in Rio de Arganda, compuesto sobre todo por tres bandas procedentes de la costa oeste norteamericana. Para abrir boca, Cypress Hill, banda clasica de hip-hop que venia a presentar su noveno disco de estudio, Rise up, donde colabora Tom Morello de RATM. Su estilo animoso y combativo consiguio levantar los animos del publico, bajo una intensa lluvia por momentos, gracias a la verborrea de B-Real y Sean Dog, acompanados del percusionista Eric Bobo, y de hits como Hand on the Pump o Rock Superstar. Por circunstancias de la vida, nunca habia podido presenciar un concierto de Janes Addiction, uno de los referentes rockeros a reivindicar de finales de los 80 y principios de los 90. Se les pueden poner muchas pegas. ya no demuestran ni la mitad de lo que podian ofrecer, de glamour lo justito, Perry Farrell tiende a un amaneramiento compulsivo y el numero de las bailarinas dejaba mucho que desear, pero ahi estaban las canciones, y que canciones Composiciones estratosfericas, de otro planeta, densas y contundentes, una manera distinta de entender el sonido del rock que hoy sigue sonando moderno y novedoso. El bueno de Farrell es un front-man de narices con aires ya decadentes, pese a que cante lo justo y necesario y pelin pasado de vino, Dave Navarro chirria con un wah-wah estridente y atormentador, y Stephen Perkins le pega que da gusto. Ademas, la incorporacion de Duff Mckagan al bajo ex Guns N Roses y Velvet Revolver, que parece un toro enjaulado en el escenario, ha sido un magnifico fichaje, acoplandose perfectamente al sonido de la banda, hecho nada facil porque la base ritmica soporta todo el peso de las canciones para que la guitarra se despache a gusto en juegos florales. Clasico tras clasico de Ritual de lo habitual y Nothings shocking sonaron para deleite de los fans. Mountain song, Aint no right, la hipnotica Three days, la bailonga y archiconocida Beeb caught stealing, Ocean size y Stop. Para el final la acustica Janes says, que no resulto del todo convincente, y una sobrada maravillosa, Chip away con toda la banda tocando tambores y percusion. A medio gas, son de otro planeta. Desde que se anuncio la actuacion de Rage Against The Machine empezo la polemica. Que pintaban en el Rock in Rio estos rojos panfletarios de proclamas antisistema Esta claro que el mercado, ahora mas que nunca, lo engulle todo, pero es que RATM siempre han estado dentro del sistema. Un dato, su primer disco fue publicado por Epic Records, una subdivision de Sony. Pues eso, que cada uno opine lo que quiera sobre la honestidad del discurso. Vayamos a la musica que es lo que importa. Y la verdad es que el concierto fue de traca. La patada en los cojones que sufrimos muchos cuando aparecieron en el panorama musical, y los pudimos ver en los 90 en los escenarios vale, lo tengo que decir, porque es para contarlo, YO VI A RAGE AGAINST THE MACHINE EN LA SALA REVOLVER, junto al senor Alejandro Garcia que firma las fotografias, tambien la debieron sentir la muchachada de las primeras filas que no paro de saltar y corear los himnos de la banda. Con la estrella de los soviets de fondo, los Rage siguen siendo fieles a su estilo y sonido, que para nada ha envejecido. una mezcla aplastante de rap, metal, hard-core, funk, punk una autentica sorpresa su version del White Riot de los Clash. La base ritmica Tim Commeford al bajo y Brad Wilk a la bateria es asfixiante e incombustible, Zack de la Rocha rapea mas que nunca y no para de crear tension en las canciones. Y lo de Tom Morello es un autentico catalogo de como sacar el maximo provecho al sonido de una guitarra electrica. Con Testify abrieron la furia que se mantuvo intacta y ascendente con Bombtrack, Guerrilla radio, Bullet in the head, la version de Afrika Bambataa Renegades of funk, acompanados por Eric Bobo a la percusion, Sleep now in the fire, Freedom, o el bis obligado con Killing in the name. No se si la banda tiene intencion de grabar nuevo material, pero se les ve en estado de gracia, al menos en directo, y pueden seguir ofreciendo mucha cera al personal. Ahhh, y sono La Internacional de fondo. Que pensarian de ello el senor Carlos Marx y Federico Engels. Pues eso, materialismo dialectico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.