MAGO DE OZ

Atlantia: Gaia III

Tercera entrega de la trilogía dedicada a Gaia, la reconversión de la diosa de la tierra en ente global que continuamente se readapta y reinventa para defender la naturaleza de la amenaza humana (entre otras). En esta entrega, la banda liderada por TXUS DI FELLATIO a la batería realiza un esfuerzo titánico por mejorar su imagen después de los aparentes fiascos de “La voz dormida. Gaia II” de 2005 y “La ciudad de los árboles” de 2007, sobre todo del primero.

Si esperamos un bluff como la segunda entrega de la serie Gaia, tan lejano de la primera en calidad, nos vamos a equivocar: Atlantia es un excelente álbum, repleto del sonido MÄGO DE OZ que nos hizo felices en “Finisterra” (2000) y “Gaia” (2003). Los violines de MOHAMED y las flautas de JOSEMA aparecen brillantes, sin abusos y sin cansar. El sonido es excelente y las guitarras de FRANK y los solos de CARLITOS están a la altura que deseábamos. Correctísimo PERI en el bajo y muy bien SERGIO CISNEROS en los teclados.

Las voces de JOSÉ ÄNDREA y PATRICIA TAPIA (que canta sola un tema) están sensacionales. El tiempo parece no pasar para sus gargantas.

De todo esto resulta un disco muy equilibrado que repasa todos los estilos que la banda es o ha sido capaz de ofrecernos hasta ahora. Tras una introducción bastante horrible (y corta, gracias a Dios) que nos hacía esperar lo peor, MÄGO DE OZ se descuelgan con una serie de temas en torno a la existencia (o no) de la Atlántida como mano negra que gobierna el planeta este.

Repasan estilos múltiples que van desde el sonido completamente power metal de las excelentes “Dies irae”, que abre el disco y contiene un entrañable momento MIKE OLDFIELD, y “El violín del diablo”, interpretada en solitario por PATRICIA TAPIA, o la un poco más flojita “El príncipe de la dulce pena pt. IV” hasta las bombas folk tan características de la banda, como son la muy festiva “Vodka’n’roll”, la completamente típica del sonido MÄGO DE OZ “Que el viento sople a tu favor” o “La soga del muerto (Ayahuasca)”, que parece sonar a CELTAS CORTOS.

Todo ello pasando por un tema en alemán (“Für immer”), la super-rockera y excelente “Mi hogar eres tú” (de lo mejor del álbum, un tema sorprendente), un tema instrumental bueno bueno (“Fuerza y honor: El Dorado”), un par de baladitas marca de la casa (“Siempre. Adiós Dulcinea pt. II”, muy buena, y “Todavía amanece gratis”, más flojita), un más o menos medio tiempo titulado “Mis demonios (atrévete a vivir)” y las sorprendentes “La ira de Gaia” y “Sueños dormidos”, que con ese soniquete aflamencado es un tema francamente brillante.

Cierra el álbum la suite de casi veinte minutos “Atlantia”, que a pesar de su duración no se hace nada pesada.

En resumen, un muy buen disco de MÄGO DE OZ que ha vuelto a poner el listón a la altura que esperábamos. A ver si dura. Y la portada, chulísima.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.