JOHN FOGERTY

La grandeza de las cosas sencillas

Mucho tiempo hemos tenido que esperar para poder ver a John Fogerty en nuestro pais. Los fans espanoles veiamos como incomprensiblemente cada Tour Europeo de Fogerty habituales en los ultimos años pasaba de largo sin detenerse en Espana. Los que hemos tenido la fortuna de verle en ocasiones anteriores fuera de nuestras fronteras ya sabiamos que actualmente se encuentra en un estado de forma tremendo, y que nos esperaba una de las noches mas grandes del año. Y en efecto, desde que el lider de Creedence Clearwater Revival aparecio en el recien estrenado escenario Puerta del Angel no se puede pedir un mejor bautizo y empezaron a sonar los acordes de Hey Tonight estaba claro que iba a ser una fiesta. Y es que cuando se tira de uno de los mejores repertorios del Rock Americano de siempre, y este se interpreta respaldado magistralmente por una banda de lo mas competente hay que destacar obligatoriamente la labor de Kenny Aronoff, sin duda, uno de los baterias definitivos del Rock And Roll y derrochando carisma a raudales, el exito esta garantizado. Fogerty baso la mayoria del concierto en los temas de la Creedence no podia ser de otra forma pero no paso por alto su estapa en solitario. Comentaba en una reciente entrevista que hasta hace unos años se sentia acomplejado a la hora de tocar la guitarra. Evidentemente, y a tenor de lo demostrado en el escenario Puerta del Angel, Fogerty ha superado cualquier inseguridad para pasar a mostrar un dominio absoluto del instrumento asi como una profusa coleccion de guitarras, que no dudo en utilizar a lo largo de todo el show. Poco importa que no suenen temas a priori fundamentales como Lodi, Traveling Band o I Heard It Through The Grapevine cuando durante casi dos horas suena clasico tras clasico banda sonora de las vidas de muchas de las personas que alli nos dimos cita con una energia apabullante, contagiando vitalidad la misma que derrocha el propio Fogerty a sus sesentaitantos años y buenas vibraciones. Nunca una espera tan larga merecio tanto la pena. A tenor de la respuesta del publico todo sonrisas a lo largo y ancho del recinto y del propio artista, que parecia pasarselo casi tan bien como la audiencia, seguro que no pasa tanto tiempo hasta su proxima visita Alli estaremos otra vez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.