SAN MIGUEL PRIMAVERA CLUB MADRID 2009

Cinco dias de musica cercana al publico

En esta cuarta edicion, segunda en la capital, el SAN MIGUEL PRIMAVERA CLUB ha encontrado su personalidad definida como festival y no solo como hermano pequeno del Primavera Sound. El formato multisala avanzado el año pasado, ha cuajado en esta ocasion, con siete recintos utilizados durante cinco dias, en los que se reunieron siete mil personas en total a la atractiva propuesta. Si a eso le anadimos el plus de que varias bandas repetian actuacion en diferentes dias y salas, permitio que cada uno se confeccionara el horario que mejor se adaptara a sus necesidades y gustos e incluso variar sobre la marcha, algo a lo que ayudo la puntualidad del inicio de las actuaciones. Una iniciativa pionera que esperemos se potencie en la proxima edicion y se puedan sumar nuevas salas a la oferta La Boite, El Sol, Moby Dick para aumentar la sensacion de que la ciudad es tambien protagonista del evento, no solo los grupos del cartel, algo inaudito hasta la fecha. Como dato anecdotico apenas pisamos la sala con mayor aforo del festival, el Circulo de Bellas Artes, que cosecho mas de una queja por su acceso a ella a traves de unas escaleras interminables y una acustica mejorable, ademas de protagonizar el viernes uno de los pocos momentos de aforo completo junto con el concierto de Kid Congo el sabado en el Wurlitzer. A pesar de ello, y contando con la imposibilidad de la clonacion, apenas se nos escaparon cinco o seis de las propuestas mas interesantes. So Cow, Kurt Vile, Scout Niblett, Beach House o el citado Kid Congo. Aqui va el resumen de lo acontecido. MIeRCOLES 9 El dia del inicio del festival, la primera cita era inevitable, el reencuentro con Gary Olson y sus THE LADYBUG TRANSISTOR en el Nasti, y como siempre, resultaron encantadores. Nos presentaron unos cuantos temas nuevos y dejaron un regusto dulcisimo entre los que abarrotaban la sala, la misma que el año anterior apenas acogio a cincuenta personas durante la primera jornada, algo que ya daba una idea del exito que se preveia. De alli nos dirigimos a Florida Park, donde llegamos a las ultimas canciones de MARISSA NADLER, correcta sin mas. Tras ella, un par de decepciones. Primero LITTLE JOY, el proyecto de Fabrizio Moretti bateria de The Strokes y Rodrigo Amarante. Deslavazados y sin inspiracion, vagaron durante sus cuarenta minutos en escena, sin chispa ni canciones, provocando mas de un bostezo mientras defendian las canciones de su homonimo primer album. Algo parecido ocurrio cuando salio a escena DEVENDRA BANHART THE GROGS. El americano-venezolano traia bajo el brazo nuevo disco, What Will We Be y tambien nueva banda de acompanamiento y el caso es que en su ultima visita a la capital hace un par de anos, maravillo a propios y extranos, pero en esta ocasion, la cosa empezo muy fria, sus comentarios entre tema y tema muy poco inspirados y tan solo en el ultimo cuarto de su actuacion, cuando encadeno 16 Valencia, Roxy Music y Carmensita, la cosa tuvo interes. Una hora de lo mas insulsa para cerrar la jornada. JUEVES 10 La segunda jornada la comenzamos en el NeuClub con TED LEO THE PHARMACISTS, que nos quitaron de golpe el mal sabor del dia anterior. Con una estetica mas parecida a un miembro de SKA-P que a lo que nos tenia acostumbrado, el bueno de Ted despacho una hora frenetica, con un sonido en ocasiones abrumador en el que tuvieron cabida temas de toda la vida arrancando con Heart Problems y Me And Mia y dejandonos otros canonazos como Mourning In America y Where Have All The Rude Boys Gone para rematar con Timorous Me, despues de habernos mostrado tambien un par de nuevos temas de su proximo disco. Una hora de reloj, frenetica e intensa. Quizas la intensidad previa, no le sento bien a la propuesta de CASS McCOMBS, que sin resultar completamente aburrida, si que palidecio por la comparacion. Catacombs es un discazo, pero alli sono todo muy plano y sin variaciones en el tono, provocando el citado sopor, solo despertado cuando sono Dreams-Come-True-Girl. De alli nos marchamos a la sala Caracol, donde llegamos a mitad de la actuacion de STANDSTILL, que fue en un formato acustico, donde se muestra si las canciones valen o no valen y las de ellos son de las de la primera categoria. Respeto en la sala, llena de seguidores del grupo como ocurriria al dia siguiente en Joy Eslava, en concierto electrico y la confirmacion de que estan en los primeros puestos en el escalafon indie patrio. El remate al dia lo pondrian A PLACE TO BURY STRANGERS, que abrumaron con sus decibelios y su humo dificil comprobar la existencia del bateria si estabas a mitad de la sala y que cuajaron un concierto de mas a menos. Arrebatador inicio con Missing You, In Your Heart y Deadbeat para irse diluyendo poco a poco cual azucarillo en cafe, hasta recuperar un poco en tono en la parte final, donde tiraron de manual kevinshieldsiano para dejarnos medio sordos. Estuvieron mas entonados el año pasado en la Moby Dick, pero aun asi, aprobaron la revalida. VIERNES 11 Tras haber logrado sortear con exito y sin morir en el empeno la jornada laboral del dia, nos desdoblamos a primera hora para ver dos propuestas bastante alejadas entre si. En la Joy Eslava, THE SOUNDTRACK OF OUR LIVES hicieron el concierto al que nos tienen acostumbrados. Grandes musicos y gran voz y presencia la de Ebott Lundgerg, secundado por la expresividad de sus dos guitarristas. Sister Surround y Bigtime siguen siendo sus dos mayores bazas, pero en esta ocasion y en la hora justa de actuacion, tambien se gustaron con la version del Fly de Nick Drake. Cerca de alli, en la Nasti, HYPERPOTAMUS ante menos publico, volvio a sorprender con su musica a base de loops que crea con sus voces y que engancho a las cincuenta personas alli presentes. Ademas de los temas de Largo bailon, su primer disco, acabo con su particular revision del Strawberry Fields de los Beatles. Genio y figura. En la Caracol, MUJERES, a pesar del poco publico y de que su propuesta gamberra casa mejor en otros horarios mas tardios, dejaron un gran sabor de boca. Los Black Lips patrios se ganaron el respeto de los asistentes y nos dejaron para el recuerdo una gran revision del clasico Run, Run, Run de la Velvet Undeground. A la misma hora en el Circulo de Bellas Artes, SR. CHINARRO, ante una sala llena, con un concierto en el que rescato los temas del inicio de su carrera, Su mapamundi, gracias, Quiromantico, Un trebol de 3k y Cero en gimnasia entre las mas destacadas y que logro que por primera vez el publico fuera unanime en cuanto al repertorio y a la correcta interpretacion del mismo. Ya en la Caracol nos unimos para ver los ultimos tres conciertos. Primero PORT OBRIEN, que nos dejaron una grata impresion, mucho mejor que la de sus discos de estudio. Una banda que gira entorno a Van Pierszalowski y que fue de menos a mas, con un ultimo cuarto de hora de los que te hace replantear tu opinion previa sobre el grupo. Con los escoceses THE PASTELS habia tremendas dudas ya que siempre se habia dicho que en directo su amateurismo jugaba malas pasadas si las expectativas eran elevadas. Quizas esa precaucion previa hizo que nos gustara lo que vimos sobre el escenario. Stephen McRobbie guitarra y Katrina Mitchell bateria alternaron sus voces en su justa medida, acompanados por un buen elenco de musicos entre los que se encontraba Gerard Love Teenage Funclub al bajo. Las imagenes que proyectaron durante el concierto ayudaron lo suyo, sobre todo en el arranque con las bellas instrumentales Charlies Theme y Secret Music. Un buen concierto donde destaco Nothing To Be Done, como no podia ser menos. Y como colofon, CYMBALS EAT GUITARS, que deslumbraron, primero por su juventud de sus musicos, y luego por las vigorosas y si, epicas por momentos interpretaciones de los temas de su autoeditado disco debut, Why There Are Mountains. Frescura, desparpajo y vitalidad, lo necesario en ese momento de la noche, que acabo siendo el broche a la jornada, ante la cola para acceder al Circulo y las ganas de descansar tras tres dias intensos. SaBADO 12 Aun quitandonos las leganas, a una hora mas propia del cafe, que de los conciertos, nos plant
amo
s en la Joy Eslava para ver el trio de actuaciones alli programadas. Primero BIGOTT, que nos cautivo con su cercania y con el potencial de sus temas, en esta ocasion, rematados por la compania de Paco Loco y Muni Camon en su banda, lo que doto de mas personalidad a los mismos. Alumno aventajado del difunto Sergio Algora, gano seguidores tras su concierto, que remato con una curiosa version del Dancing In The Dark de Bruce Springsteen. Siguiendo con la tranquilidad en estas primeras horas aunque fuera de la sala, el centro de Madrid bullia en su maximo esplendor prenavideno, TARA JANE ONEIL acompanada de una bateria dejo cuarenta minutos para el recuerdo ante un publico respetuoso como en pocas ocasiones, que tuvo su momento de gloria al participar en el ultimo tema, Dig In con varias panderetas y cascabeles que lanzo la artista para que la acompanaramos. Artista de culto con razon. La mayor sorpresa del dia sino del festival la protagonizaron THE BLACK HEART PROCESSION, una banda que te deja un regusto tabernario y etilico, con una interpretacion lenta, pero profunda. La voz de Nick Cave vendria que ni pintada a muchas de sus canciones. El silencio fue total en la sala, que se convirtio en una iglesia esa iluminacion influyo mucho en el resultado final durante la hora de homilia de Pall Jenkins, Tobias Nathaniel y el resto de sus companeros. Canciones como Drugs, Heaven And Hell, Suicide o Church Is Red nos dejaron con la boca abierta. Sobresalientes. Para salir un poco del trance, movimos nuestro trasero al Wurlitzer Ballroom, para presenciar la desenfadada propuesta garajera de CHIQUITA Y CHATARRA. El duo asturiano mostro sus cartas con acierto, sobre todo en su version bateria-bajo, algo menos acertada al coger la guitarra su bateria, pero que nos hizo bailar al ritmo de I Dont Wanna Leave, Yo Robot o Amor de caravana. Cuando dejamos la sala, ya habia una larga cola para entrar a ver a Kid Congo, como resenamos al inicio de la cronica. Nosotros optamos por ver a una de las sensaciones del dia anterior en la capital y nos desplazamos a la sala Caracol para asistir al concierto de HEALTH, y lo cierto es que no se equivocaba la gente con sus elogios. Imposible no moverse al ritmo que marcan estos musicos, no quedarte hipnotizado por los movimientos del bajista japo loco y dejar que la musica penetre por todos los poros de tu piel y bailar. Sin mas razon que la diversion. Su frenetica propuesta duro cuarenta minutos, lo justo y necesario. Alli acabo nuestra jornada, y es que el desplazamiento al Circulo de Bellas Artes y la espera de una hora larga amenizada por un Dj para ver a School Of Seven Bells, no nos sedujo en absoluto. DOMINGO 13 El quinto dia consecutivo ya hizo mella en muchos de nosotros. Gracias a Dios la organizacion programo tres actuaciones y en la misma sala, Caracol, lo que hizo que nos pudiera la pereza y movieramos el esqueleto hasta alli. Abrieron los madrilenos PaJARO SUNRISE, que dejaron un gran sabor de boca, a pesar de que su tranquila propuesta a medio camino entre el folk y la cancion de autor, quizas no resultara la mas adecuada en esos momentos. Mucha calidad en el conjunto y temas que demuestran que aqui, en Espana, tambien se pueden crear grandes composiciones que no desmerecen a lo que nos llega de fuera. Tras ellos, JEFFREY LEWIS THE JUNKYARD, que ademas de contar con la frescura de su propuesta anti-folk y acabar con Tom Courtenay de Yo La Tengo, se gano el carino de los asistentes con la proyeccion sobre una pantalla de tres de sus comics el dia anterior en el Nasti, una sala mas pequena, lo habia realizado de manera artesanal, comic en mano. Desternillantes los de Champion Jim y A Low Budget Detective Flick e incluso didactico el que llevaba por titulo, The Complete History Of Communism Part 3. The Formation Of The Soviet Union. Como no podia ser menos, al acabar la actuacion, la gente le quito de las manos los tebeos que vendia en el stand de merchandising. Y para rematar el festival, el reverendo Alan Sparkhawk al frente de RETRIBUTION GOSPEL CHOIR, que resulto un autentico huracan. Por momentos aquello parecia la actuacion de un grupo de heavy rock, por la potencia y contundencia de los tres musicos. Ademas de maravillarnos con temas como Take Your Time o Breaker, tambien nos mostraron varias canciones de su inminente segundo trabajo, que muestra que la banda ha dejado de ser un divertimento entre los discos de Low, para tener personalidad propia y ser una banda a tener en cuenta en 2010. Y tras cinco intensos dias, pusimos rumbo a casa, con la tristeza de saber que al dia siguiente solo quedaba el trabajo, pero con la alegria de la consolidacion de un festival, que seguro que el año que viene nos vuelve a dejar un monton de alegrias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.