FURYON + NOMAX + NIGHT LIGHT

Noche para el recuerdo

Normalmente solemos (no se muy bien porqué), puntuar más alto los conciertos más multitudinarios, los de los grupos más conocidos, los que llenan pabellones, etc. Pero la verdad es que los conciertos pequeños, muchas veces son los que más entrega tienen por parte de los grupos, los que mejor ejecutados están y no porque no haya un público numeroso que abarrote las salas, se disfrutan menos. Y el concierto de Furyon, Nomax y Night Light, lo disfruté a fondo y vi a tres bandas entregadísimas, tocando de maravilla y haciendo un concierto de lujo, con muchísima actitud y unas ganas locas de hacer disfrutar. Y así lo viví.

La joven banda madrileña Night Light, abrieron una gran noche de actuaciones, con un concierto muy potente de Heavy Metal, en el que dieron un buen repaso a su único disco hasta la fecha. Muchas ganas, ante un pequeño grupo de madrugadores fans (bastante jóvenes en su mayoría), que apoyaron al grupo en todo momento. Mikel G. Cassinello estuvo francamente bien a la batería imprimiendo una sólida base a los temas. Tomás Perona al bajo y voz dio un gran concierto, con detalles muy buenos que realizó a las cuatro cuerdas. Y los dos guitarristas, Patricia Rodríguez y Raúl Perona, estuvieron sensacionales, siempre sonriendo y muy Heavys en su actitud y manera de tocar. Raúl se hizo unos solos buenísimos, dolaron algunos punteos y Patricia se marcó al menos un solo en una de las canciones. Banda muy compenetrada, con muy buenos temas propios y que además versionaron un tema de los Ramones, uno de Metallica y cerraron un gran concierto, con el mítico Rock and Roll de Led Zeppelin, para dejar muy buen sabor de boca a los presentes.

NIGHT-LIGHT-8Set-list: Fallling into a nightmare / We are ready / Night storm / Ramones / Broken sky / Stay with me / Just who I am / For whom the bells tolls / Time of war / Bis: Rock and Roll

Ocurrió una cosa curiosa, que me llamó la atención. Y es que con cada una de las bandas, las primeras filas cambiaron completamente de público (salvo por unos pocos que estuvimos delante toda la noche), y el resto pareció desaparecer o disolverse por la sala según quien tocara. Así que el público joven que apoyó a Night Light, dio paso a un nutrido grupo de personas mucha más maduras, para disfrutar en primera fila del concierto de Nomax.

Nomax es el nuevo nombre que han adoptado los anteriores Natal Pride, que tras un fallido intento de reunión bajo su anterior nombre, y la marcha de Jorge Castro, han decidido pasar página y como Nomax, empezar una nueva carrera. Así que a Javier Prieto (Guitarra y voz), Carlos Vara (bajo y voz) y Alberto Sanz (batería), se ha sumado Susana “Freshblood” Cachenilla a los teclados, y con nuevos temas, se han lanzado a los escenarios. Y Nomax hicieron un conciertazo brutal. Potencia, fuerza, maestría a los instrumentos y unas canciones cañeras y macarras, hicieron de su actuación un auténtico cañonazo. Nunca tuve ocasión de ver a Natal Pride en su momento, y después de ver a Nomax, pienso que menuda banda me perdí. Tanto Carlos como Javier, se alternan a las voces, haciéndolo a cual mejor, sin parar de moverse y saltar por el escenario, y tocando ambos de maravilla. Y la batería de Alberto sonó potente y muy contundente. Los teclados aderezaron de maravilla los temas. Las canciones de Nomax son en inglés, muy directas y muy Heavys. Y entre ellas, metieron una versión instrumetal alucinante, del tema principal de la película “El último mohicano”, imprimiéndole una fuerza genial y mucha potencia.

Nomax me dejaron con la boca abierta y espero que tengan una muy próspera carrera musical por delante, ya que lo hicieron francamente bien y suenan como una apisonadora (se han ganado un nuevo fan en mi).

NOMAX-8Set-list: The phoenix returns / Change / Every day / For you / Fly away / The other side / The sky / Mohicano / Bis: One last shout

Y tras estos dos geniales aperitivos, venía el plato principal de la noche. Los británicos Furyon, presentaban su único disco hasta la fecha, “Gravitas” y era la primera vez que visitaban nuestro país. Una banda de Heavy Metal con influencias clásicas, pero con toques de progresivo y de Rock. Muy buena puesta en escena de todos ellos, con una cuidada imagen y muchísimas ganas y actitud. Enseguida de metieron al público en el bolsillo (a mi entre los primeros), y dieron una soberbia actuación, con un sonido muy bueno y sobre todo una interpretación de las canciones genial.

Su vocalista Matt Mitchell estuvo maravilloso, con unos registros bastante agudos, pero con mucha variedad vocal. Los dos guitarristas, Chris Green y Pat Heath, son dos auténticos hachas de las seis cuerdas, y se alternaban en los solos, con pasajes de verdadero virtuoso, y doblando punteos en muchos momentos. Hicieron un pedazo de concierto brillante. El bajista Alex Bowen y el batería Lee Farmery, conformaron una potentísima base rítmica, muy sólida y con mucha fuerza.

Furyon tocaron absolutamente todos los temas de su disco y se marcaron casi al final del concierto, un pequeño popurrí de Black Sabbath, muy celebrado por la gente. Las canciones de Furyon, son veloces, pegadizas y elegantes.

FURYON-12Aunque el público como digo, se fue alternando con cada grupo y la sala no presentaba un lleno en nigún momento, todos los grupos fueron muy coreados y aplaudidos y a todos ellos, se les pidió que hicieran un bis, que merecidamente se lo ganaron por sus buenas actuaciones.

Así que posiblemente este concierto pase sin pena ni gloria para la mayoría, pero yo lo voy a recordar siempre como un concierto casi perfecto, por parte de tres bandas, que salieron a por todas y que se dejaron la piel sobre el escenario.

De lo mejorcito que he visto este 2.013.

Set-list: Intro / Disappear again / Wasted on you / Fear alone / New wayof living / Stand like stone / Our peace someday / These four walls / Souvenirs / Voodoo me / Sabbath medley / Bis: Don´t follow

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.