WYOMING & LOS INSOLVENTES

Fieles a las tradiciones

Por cuarto año consecutivo se repitió lo que ya lleva camino de convertirse en una tradición para la ciudad de Burgos, y para estos músicos: Wyoming y su banda, Los Insolventes, se anunciaban una vez más como arranque de la programación anual de conciertos en La Rúa, y como era de esperar la expectación levantada por el evento había hecho que las entradas se agotasen con antelación.

Casi una hora antes de empezar la función ya se formaba una cola en la puerta para poder tener un sitio privilegiado desde el que disfrutar del show. Quizá una buena parte del público (en su mayoría, de una edad media superior a los cuarenta) acuda a la cita atraído por la figura mediática del Gran Wyoming, pero después de cuatro años seguidos presenciando aquí sus actuaciones no parece que quede ningún despistado que no sepa que, aunque Wyoming siempre dé rienda suelta sobre las tablas a su vena cómica y su fina ironía, allí lo que se va a ver es, básicamente, un concierto de rock and roll.

WYOMING_INSOLVENTES_3147src

 

Porque puede que muchos no lo recuerden (o acaso ni siquiera lo sepan) pero, antes de convertirse en personaje televisivo y tener su hueco como actor o escritor, a finales de los ’70 ya había ganado las dos primeras ediciones del concurso Villa de Madrid de bandas de rock junto a su inseparable Ángel Muñoz, el inolvidable “Maestro Reverendo“. Así que son más de 30 años subiéndose a un escenario para ponerse delante de un micro los que lleva Wyoming, un apasionado de la música que puede permitirse el lujo de disfrutar con ella haciendo lo que se le antoje.

Para ello se ha rodeado de una banda que, pese a su engañoso nombre, le respalda con gran solvencia. Manolo Villalta, otro histórico de nuestra música (aparte de componer para cine, teatro y TV, ha acompañado a gente como Nacha Pop o Miguel Bosé), se encarga magistralmente de los teclados mientras del resto se ocupan Miguel, Jose y Carlos, los integrantes del trio madrileño Última Experiencia – que se presentaron en solitario la víspera, dando un fantástico  recital gratuito en la misma sala a modo de aperitivo, en lo que fue un fin de semana totalmente redondo para ellos en la capital burgalesa.

El repertorio que interpretan se basa fundamentalmente en clásicos que casi todo el mundo conoce, abarcando canciones de los últimos 60 años, desde el rock de Chuck Berry (sonaron “You never can tell“, “No particular place to go” y, cómo no, “Johnny B. Goode“) hasta los himnos de su colega Rosendo (tanto de su etapa en solitario – “Agradecido” – como de los tiempos de Leño, con “Maneras de vivir“). Poca gente habrá que se atreva a juntar en un mismo concierto temas de The Who y Radio Futura, de Siniestro Total y Smash Mouth, de Frank Zappa y los Bugles, de Los Salvajes y Johnny Winter, de Jet y Otis ReddingEclecticismo sí, combinando estilos y épocas sin prejuicios, pero siempre fieles a la mejor tradición musical de aquí y de fuera.

En fin, toda una fiesta que no acabó al bajarse los músicos del escenario sino que se prolongó durante un buen rato con el entusiasmo y el cariño del público, deseosos de saludar y felicitar a los artistas, y orgullosos de llevarse el recuerdo de esa foto o esa firma en un disco o un libro que atestiguan, un año más, el haber acudido a la cita con Wyoming & Los Insolventes.

 

2 pensamientos sobre “WYOMING & LOS INSOLVENTES

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.