CRISTINA LUBIÁN + S21

Más rock con Cristina Lubián en el Anubis

La noche del 21 de Abril se volvió a llenar la calle Real de Pinto con un ambiente rockero donde no faltaron grandes colaboraciones que junto a la gran Cristina Lubián que hicieron de aquella una noche irrepetible.
Los precursores del tan esperado show de Cristina fueron S21, que tras la apertura de puertas y un breve retraso de unos minutos nos deleitaron con sus brillantes canciones con Luis Santurde a la batería y Julián Dávila a las voces, tales como Será el final, Octubre o Cerrando bares. Casi al final del bolo José Antonio Martin (Martín) hizo una de sus apariciones estelares con su ya mítica blanca guitarra eléctrica para marcarse Todo fue un sueño.

La sala no hacia lleno y es una lástima decir que no estaríamos allí mas de unas 50 personas escuchando a S21, pero tras el descanso pasadas las 22.30, la sala aumentó su público para disfrutar de la brillante Cristina. Una voz dulce a la par que desgarradora que estuvo muy bien acompañada por grandes artistas.

Al escenario subió Oscar Sancho (Lujuria) junto a Dama Guisado (Lua Management) para presentar el concierto que gracias a sus palabras consiguieron animar a los asistentes, aunque la gran ovación ocurría minutos después para recibir a la cantante que comenzó el concierto con un mítico Proud Mary que dejó el listón muy alto continuando con grandes clásicos como Las chicas son guerreras (que animaron a las féminas allí presentes), Días de escuela (que se marcó con Julio Dávila) o Resistiré, canción en la que colaboró  Oscar Sancho, lo que provocó un acercamiento del público al escenario algo más animado que al principio.

Se tomaban ahora el resto de la banda un descanso para ceder  el protagonismo al completo al dueto de mujeres formado por Cristina y su invitada Marta, que con tan solo dos sillas, una guitarra española y su voz nos hicieron estremecernos con unas bellísimas covers de Nothin else matters, y Black Velvet. He de decir que la primera provocó un silencio en la sala lleno de sentimiento y emociones  hasta que se rompió con unos aplausos de sobra merecidos.

Unos minutos más tarde la cantante hizo un llamamiento a un tanto despistado José Carlos Molina (Ñu) que entretenido en la barra del garito no se percató de lo que sucedía en el momento, lo cual puso un toque de humor al evento. La canción a dúo con la show woman fue Más duro que nunca.

Se acercaba la hora del final no sin antes deleitarnos con una maravillosa canción como lo es Sweet child o’mine que cantada con por ella no menospreciaba en absoluto a la masculina voz original. Cerraron por todo lo alto con dos temazos que dieron ganas de que se hiciesen otro pase, Highway to hell, y Show must go on.

Dado que era viernes posterior a Semana Santa y los bolsillos estaban resentidos se notó la falta de afluencia de público. No obstante, aquel día en el Anubis lo que no estaba resentido era el espíritu del… ROCK.

Gran show!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.