SÔBER

Retorno esperado por multitud de seguidores incondicionales

Han pasado mas de 5 años desde que Sober se separo para seguir distintos caminos en otros proyectos. Durante este tiempo han perdido a su bateria Alberto Madrid, y ahora vuelven con un nuevo bateria, Manu Reyes, quien es hijo de Manuel Reyes, bateria de Medina Azahara. Ya habian dado un concierto sorpresa gratuito en la terraza del hard rock de Madrid. Pero esta era la presentacion oficial de su reencuentro. En el centro del escenario aparecia el simbolo del grupo con luces de color rojo. Comenzaron con Oxigeno. La gente demostro que eran autenticos fanaticos cantando a grito pelado las letras de todas las canciones. Entre cancion y cancion repetian entre alaridos el nombre del grupo dejando claro las ganas de Sober que hay entre la gente. Tanto Jorge como Antonio cumplieron su funcion sin mostrar un especial interes en lo que estaban haciendo. Especialmente en el caso de Jorge, quien tuvo un actitud que rozaba el pasotismo mas absoluto. Afortunadamente Carlos estaba alli para salvar el espectaculo por si mismo. Y lo consiguio. Se le veia lleno de vida, de alegria y de felicidad por estar alli. Durante todo el concierto nos transmitio toda esa pasion que siente por lo que hace. Menos mal, porque si hubiera estado en la misma linea que Jorge y Antonio aquello podria haber sido un muermo. La gente estaba extasiada con este reencuentro. Entre el publico estaban los tipicos que, para dejar claro su entusiasmo, ademas de saltar arreaban empujones bestias a la pena que tenian alrededor. Soy la primera que defiende estas demostraciones de alegria. Pero cuando en un concierto me han ostiado hasta 20 veces, haciendome incluso moratones, empiezas a mirarlos con otros ojitos. Durante el concierto se lanzaron punados y punados de puas con las caras de los componentes de Sober. Aquello me recordaba al lanzamiento de caramelos de las cabalgatas de los Reyes Magos. La gente se lanzaba a por ellas igual que un lobo se lanza sobre un inocente corderito. Hubo algun momento que, entre empujones y busquedas desesperadas de puas, empece a pensar que me habia colado en un combate de boxeo. No pude dejar de sentir una gran satisfaccion cuando dos puas cayeron directamente dentro de mi escote, sin comerlo ni beberlo. Me quedo con la duda de si Antonio las tiro intencionadamente a mi escote o cayeron alli por pura chiripa Aparecio Alberto Cereijo, guitarrista de Los Suaves, y se hizo un duo de solos con Jorge y Antonio en la cancion 10 años. Fue uno de los grandes momentos de esa noche. Con la cancion Si Tibu, el manager se puso al bajo, y pudimos disfrutar de otro duelo de baterias en el que participo Carlos. La noche tuvo tambien su momento melancolico con la cancion Adios dedicada a Big Simon muerto de cancer y a Alberto Madrid, anterior bateria de Sober muerto en un accidente de trafico. Carlos pidio que encendieramos los mecheros y comenzo a cantarla visiblemente emocionado. Hubo a quien se le dejo escapar alguna lagrimilla. Fue un concierto mas que digno para celebrar la vuelta de Sober. El sonido y la puesta en escena con la luces eran brutales. Esperamos que Sober hayan vuelto para quedarse.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.