ENTREVISTA A SANTERO Y LOS MUCHACHOS

Miguel Ángel Escrivá habla sobre su nuevo trabajo Royal Cantina

Redactor: Chema Pérez

Fotografías promocionales: Juan Pérez Fajardo

Con motivo de la edición del cuarto trabajo de Santero y Los Muchachos, Royal Cantina, entrevistamos a Miguel Ángel Escrivá, cantante, guitarrista y compositor de las letras y la música de gran parte de los temas de Santero.

Este nuevo trabajo es un disco doble dividido en dos partes, Royal, que presenta una parte más eléctrica y Casino, que apuesta por temas en formato más acústico. Presentados en un único CD, con un buen acabado, que además contiene un USB con los temas en formato MP3 y Wave e incluye unos ficheros JPG que contienen la foto de la portada y las letras de las canciones.

Lo primero que hicimos fue agradecer a Miguel Ángel su desinteresada aportación durante la pandemia al grabar un tema en exclusiva para la web y con el objetivo de amenizar los primeros días del confinamiento. Además, como nos dijo, fue un tema un tanto especial, ya que interpretó Mother Nature Son, de Paul McCartney, y él no suele hacer versiones de temas, así que lo dejamos en el enlace anterior para el que quiera disfrutar más aún si cabe, sabiendo que lo podemos considerar una rareza.

¿Cómo surge la idea de sacar un disco doble? ¿Estabais buscando un disco doble?

No, la idea inicial era sacar un extra, un disco al uso con un añadido, con espíritu de bar. A veces a las demos se les pierde un poco ese espíritu cuando a las canciones tratas de darles más empaque y entonces decidimos que canciones a priori no entrarían en un disco de eléctricas con acústicas, lo ofreceríamos como un extra. Como con el confinamiento, una vez que ya podíamos salir de casa, pero no aún ir a los bares, decidimos que un extra con sonidos de botellas, grabado en local tenía sentido. No nos veíamos motivados para avanzar con el disco eléctrico porque no íbamos a poder presentarlo ya que las salas estaban cerradas, así que optamos por darle más empaque a la parte acústica. Dijimos, tenemos ideas, tenemos canciones, no se puede presentar un disco normal y así surgió Cantina. Eso fue en julio de 2021 y ahora hemos completado la obra.

Con el título Cantina es lógico que haya tantas letras que hagan referencia al alcohol y los bares…

Cantina era el espíritu de un sonido más austero, más pequeño, más informal con licencias dado lo poco técnico que iba a ser, lo íbamos a hacer en local. Pero al final, supongo que cuando abordamos la parte Royal si que estábamos pensando en la añoranza del bar y completamos algunas canciones con esa idea. Lo ha habido en todos los discos, en Ventura, No te despidas de Méjico, se habla de las resacas. Para una banda todo gira en torno a una barra, las relaciones personales, amorosas, las rupturas, una banda se forma cerca de un bar. Es un lugar sagrado para todos.

Hay dos temas que parecen autobiográficos, Carretera al Saler y Aldán. Es como si contaras una historia. Te empiezo a ver con un contador de historias más que como un cantante al uso, esos temas cuentan experiencias cercanas a todos y te hacen evocar recuerdos.

Eso es bueno, al final se trata de transmitir sensaciones. Carretera al Saler no es tanto una historia verdadera, pero si que se basa en una carretera que conozco mucho, por la que hemos idos todos desde muy jóvenes, por la que hemos salido de fiesta, he ido enamorado, he vuelto desenamorado y se trata de mencionar los cinco puntos cardinales que aparecen para contar mi historia. Ventura hablaba del amor, desamor, de temas universales de siempre, esta bien, pero necesitaba hacer algo más pequeño, sin tanta trascendencia y es algo como escritor que me ha gustado hacer, igual que Aldán, que habla de un lugar en Galicia. Es una línea que me gustaría continuar.

No se si coincides conmigo, pero hay un momento escuchando el disco que me viene a la cabeza Willie de Ville.

Puede que en nuestro tema Que voy a hacer, haya un riff similar, desenfadado, parecido al de Spanish Troll. Willie de Ville me encantó en su día, incluso lamenté su muerte, era un tipo que tanto versioneando como creando, aparte de su voz, incluso su autodestrucción, eran atractivas. El tema Que voy a hacer tiene esa reminiscencia.

Al igual que el único tema del disco de Soni Artal, El tiempo que nos queda, que recuerda a Runnaway de Del Shannon…

En el grupo hay un denominador común de grupos referencias, de momentos, puede que incluso a veces no de una banda, sino de una canción. El tema de Soni es muy cincuentón, no era su intención, pero Joseman lo dijo, cuidado que se nos va al Runnaway. Las referencias siempre asoman, el sonido… Aunque no cogemos un patrón y lo seguimos, incluso a veces a nosotros nos sorprende, que un tema nos lleva a algo conocido, sin premeditación.

Sobre las letras del disco, la que me llevó más a reflexionar y pensar el mensaje final fue El Tipo del Espejo, que creo haber entendido va sobre lo que ahora está tanto de moda que es Salirse de la Zona de Confort. ¿Está forzado un músico a salirse de su zona de confort para poder llegar a ser músico? (excepto ACDC que no se van a salir nunca)

Por no utilizar esa frase, suelo decir que en este caso es algo autobiográfico, salirme de mi punto de origen para irme desde la banda en la que estaba antes, La Pulquería, ya que no me llenaba, no me apetecía continuar con esa onda, conyugalmente había roto y me fui a Nueva York. La letra la tenía pendiente desde hace diez años que ocurrió esto y fue haciendo una banda sonora para una película de los hermanos Polo, llamada el Misterio de Pink Flamingo, que habla de algo parecido y para la cual nos pidieron música. Fue un esbozo que quedaba en la película, pero luego me di cuenta de que tenía que matizarlo en canción en honor a esa idea de salirte de donde eres y de quien eras para pensar sobre que es lo que quieres hacer o continuar seguir haciendo y lo que debemos cambiar. La distancia nos hace cambiar algunas cosas también.

Pero quizás la profesión también te obliga a salirte de esa zona de confor aunque no quieras.

Recuerdo hace años un productor musical que hablando de una banda me dijo, son muy buenos, pero el cantante está estudiando medicina y yo no puedo fichar a uno que no se expone al cien por cien en esto, aunque tenga esas dos capacidades. Yo tenía seguridad, un trabajo fijo en Valencia, estuve nueva años y te metes en el papel cuando estás a pecho descubierto en esto. Cuando decimos que la música o el rocanrol es una actitud, no hablamos de apedrear gatos, sino de romper con las rutinas y seguridades. Así que el Tipo del Espejo es esto, y no hace falta ser músico, que todo el mundo aprende.

En otra canción hacéis una referencia a los Zigarros jugando con un titulo de una canción de ellos.

Si (risas), seguimos teniendo buena relación a pesar de esos. Es un tema de mi hermano (Joseman) al que le puse letra. Cuando iba por la segunda estrofa me di cuenta de que estaba diciendo lo mismo que ellos, A todo que sí, pero de otra manera. Y fue fácil acabar apuntando hacia ellos y mencionarlos. Al principio el resto de la banda me dijo que a ver si les iba a sentar mal, cosa que ni me había planteado, pero pensé que no, que estaba parafraseando. Me hicieron dudar, pero llamé a Ovidi y me dijo que no, que gracias y que estaba de puta madre.

Volviendo a los Beatles, en otro tema metéis un guiño a una de sus canciones… (no decimos ni que tema de Santero ni que tema de los Beatles es, lo dejamos a modo de juego para el que escuche el disco).

Eso es algo que tienen las demos, lo metimos en una de ellas, y cuando luego pensamos si lo íbamos a dejar o no, decidimos que esta broma se quedaba. Siempre hablamos de ellos, forman gran parte de lo que somos, es nuestra escuela, son nuestros colores primarios.

El término rock reposado va asociado a vosotros ¿Os molestan las etiquetas?

Cuando empezamos, empecé a buscar sellos y lo definí así, a lo mejor no pensé que se iba a quedar como una denominación de origen, y menos sabiendo que esto no lo hemos inventado, el rock tranquilo lleva muchos años, pero si que decidimos llamarlo así y de paso nos libramos de que nos pongan otra etiqueta. Prefiero eso que Rock Pop.

Dentro de vuestro estilo propio, Cantina juega con más influencias que Royal, hay influencias blues, country, boleros…

Como disco extra, un disco a modo de postre de uno más importante, la intención precisamente era esa. Dar cabida a canciones sin estilo concreto, una especie de rastrillo compositivo. Pero como salió antes y decidimos que fuera doble, allí ha quedado. Nos gusta componer a todo tren, todo es susceptible de convertirse en canción y tocado con guitarras puede entrar en Santero.

¿Habéis usado guitarras de doce cuerdas?

Si, en Brindis Escoba, también las metimos antes en todos los discos, Abrácese quien pueda, Rioflorido. Pero está afinada de otra forma a la habitual y lleva cejilla y da un sonido más agudo, parecido a una mandolina, que aparece por cierto en el Tipo del Espejo.

Brindis escoba está inspirado realmente de un tema de los Kinks llamado Supersonic. El patrón melódico es dentro del cancionero de Santero, la vez que más hemos calcado un tema sin llegar a coger la rueda de acordes original. Arrancó mi hermano con eso y dio toda la inspiración.

¿Qué tema vuestro en directo veis que tiene mejor acogida y cual creéis que va a tenerlo del nuevo disco?

Estamos bien, Volver a casa son temas bandera. Lo que pasa es que nunca lo sabes…Nos ha costado entender, sobre todo viniendo yo de La Pulquería, y pensando que a la gente el tema que más le gustaba es el que más traseros hacía menear, hemos aprendido que hay temas que no necesariamente por ser bailables son más importantes. Ventura es un tema que no se baila y es una canción que no vamos a dejar de tocar nunca. De este nuevo disco Noche al sol funciona bien y es un tema de copa en alto, pero Carretera al Saler lo hemos tocado dos veces en Bilbao y Zaragoza. Curiosamente esa historia conecta con mucha gente y es un toque simpático en los conciertos que pensábamos se iba a quedar más en la Comunidad Valenciana.

En una primera escucha la canción que más me ha gustado es Alguien normal, ¿puedes comentarme algo sobre este tema? Para mi es un tema ideal para escuchar tranquilo en un chiringuito de playa viendo anochecer.

Una de las intenciones de Santero es hacer música agradable, para conducir, estar relajado. A veces lo mejor es camuflar algunas cosas, en algo que puedas hacer tú o yo, pero el tema habla básicamente de la separación de un amigo que siempre ha hecho las cosas bien, pero la balanza de la ley no está equilibrada. Su mujer se ha separado y se ha ido con su hija, que el ha criado incluso por encima de ella y al final se queda solo en casa. Trata de decir que el solo busca una vida normal, como la que tenía. De hecho, empieza diciendo Cuántas cosas más te pueden pasar…

Otro aspecto interesante aparte de vuestra discografía son los vídeos, tenéis bastantes ¿Os gusta rodarlos?

Si, Joseman, mi hermano y guitarrista de Santero es el que ha realizado los dos vídeos aparte de los que tenemos con las colaboraciones de Leiva o Tarque. Él siempre ha tenido buena muñeca para esto, es algo que viene de lejos. Cada vez que hay que hacer un video hay un resople, sabiendo lo que es, una autoexigencia que nos va a llevar tiempo, horas, no hay nadie más para que venga a hacerlo por nosotros, pero hay un momento entre eso y la idea, que es la parte más nefasta, que ya no hay vuelta atrás. El esfuerzo entonces se convierte en placer, por ejemplo, Sálvame de mi, lo hemos disfrutado mucho.

¿En el video de Qué voy a hacer no parece que lo pasarais muy mal?

(Risas) Bueno ahí hacemos de nosotros mismos. Mi hermano renunció a la cámara porque quería pasárselo igual de bien y vino Bruno Marín a ayudarnos. Esta rodado en nuestro bar favorito, está en Almería, se llama Jo Bar, y la canción Noches al Sol, está dedicada a este bar. En esta canción decimos Born to drink wine, todo gira en torno a El Jo. Hemos ido durante quince años una vez al año siempre. Es un lugar atemporal, desconectamos allí. El dueño compró un terreno y montó una barra para sus colegas moteros, como trabajaba en attrezzo de cine y era mecánico de motos fue metiendo cosas y es una especie de museo. Se cerró antes de la pandemia por problemas de licencias a pesar de llevar allí veinte años, tras la denuncia de una actriz reconocida. Y a pesar de que aportaba mucho a la zona lo terminaron cerrando. Seguimos yendo y abrió el bar para rodar el vídeo. Un disco llamado Cantina y un tema que habla de algo relacionado con el espíritu de bar, teníamos que hacerlo allí. El dueño sale en el vídeo de Ventura con la moto, dirigido por Marc Guardiola que era el batería anterior.

Para terminar, me viene muy bien este video porque salís haciendo una paella y como buen valenciano estás obligado a contestar la pregunta típica. La paella ¿con o sin socarrat?

El socarrat es la saturación de una guitarra. Es decir, es como algo con lo que nadie contaba cuando se inventó, como filtrar una guitarra por un amplificador, pero que luego tuvo su aportación. El socarrat es eso, algo que aparentemente esta mal, porque está quemado, pero en su justa medida es la hostia, es el toque maestro y muy buscado. Por cierto, la paella se nos quemó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.